Fundación Universitaria Los Libertadores

Artículos

Conmemoración para salvar vidas: Ser donante de órganos

La donación puede ser la única solución a diferentes problemas patológicos. Foto de Freepik.

Internacionalmente el 14 de octubre se promueve la donación de órganos, y se quiere concientizar su importancia para salvar vidas y dar esperanza a personas que lo necesitan.

Redactado por: Daniel Di Ridolfo. Practicante voluntario CAM

El Día Mundial de la Donación de Órganos, Tejidos y Trasplantes, nace por iniciativa de la Organización Mundial de la Salud. Su finalidad es buscar promover y concientizar a las personas para que sean donantes voluntarios de órganos y que lleven a cabo los procesos para realizarlo.

Ser donante de órganos permite salvar vidas de muchos seres humanos, y puede significar la única esperanza de alguien más. Al ser donante no se corren peligros, ya que se procede luego de ser fallecida y se realiza el debido proceso del  trasplante. Casi siempre es por voluntad propia, para salvar a algún familiar, ser querido, o simplemente un desconocido que necesite de manera urgente un órgano. 

Si se está interesado en ser donante, se ingresa a la página del Instituto Nacional de Salud de Colombia (INS), dar click en la opción “Quiero ser donante” y diligenciar el respectivo registro. 

Además, por medio del Artículo 4 de la Ley 1805 de 2016, cualquier persona puede manifestar su intención o no, de ser donante por medio de un documento escrito radicado a la INS.

Se puede donar órganos, tejidos o células, siempre garantizado el bienestar del donante con las condiciones adecuadas para minimizar el riesgo, siguiendo los requisitos y protocolos médicos y legales establecidos. En Colombia, se realizan trasplantes de corazón, pulmones, hígado, riñones, intestino y páncreas, piel, huesos, médulas óseas, tendones, células, entre otros más. Se debe tener en cuenta que la remuneración económica o de cualquier tipo está estrictamente prohibida.

Un solo ser humano que done sus órganos,  puede salvar hasta 55 vidas.

Connect